¿Sexo = felicidad?

Esta fórmula se aplica más que cualquier otra fórmula de matemática. Creo que ni la hipotenusa es más usada que esta. Pero no solo es este año, ya en los últimos se ha ido avanzando con esta falsa analogía que lleva al engaño, la esclavitud y tristeza. Todo lo que el joven de hoy no quiere en su vida, pero lamentablemente, muchas veces, es todo lo que tiene.

¿Si el sexo es igual que la felicidad, las prostitutas serían las mujeres más felices?  

Pues bien, creo y aseguro que NO son las más felices. El sexo no te da felicidad, te da placer y eso no está mal. Ojo que no tengo nada en contra de tener sexo, mas bien pienso que es un acto hermosísimo que junta a dos personas y demuestra el real amor de ellas, o bueno, es eso lo que debe ser. Lástima que esta definición que a muchos parecerá cursi, y confieso que de cursi no tengo nada, es cierta y debe ser así. Hasta los conceptos de sexo han cambiado.

Acostar, coger, tirar, levantar son algunas palabras actuales para referirse al sexo. Ahora, vuélvelas a leer en ese orden. ¿Ya te diste cuenta que, hoy, el sexo se trata exactamente de eso? Te acuestan, te cogen como una hamburguesa para comer, te tiran como la servilleta de la hamburguesa y pucha, está sucia, la levantan y al tacho. Eso es el sexo actualmente: acto de un simple “sentirse bien” y chau; a la basura el amor, a la basura tu cuerpo.

Anda a contracorriente

Has exactamente eso. Que no te mientan que el sexo debe darse a la primera cita, que el sexo debe ser la prueba de amor, que el sexo te une más con tu enamorad@, que el sexo está bien si es a temprana edad. Nadie muere por no tener sexo, se puede vivir sin esto y vivir bien. No te engañes por lo que dicen las redes, la televisión, tus amigos, tu pareja. El sexo no te hace más hombre o mujer, el sexo te hace más animal porque no eres capaz de controlar tus instintos. Tienes ganas, lo haces. ¡Que aburrido consentir tu cuerpo y hacerle caso en todo lo que quiere!

Aguanta y prepárate, no regales tu cuerpo fácilmente. Eso lo hacen todos. No confundas bien con bienestar, es decir, no todo lo que te hace sentir bien, está bien. No hagas que el sexo sea un acto cualquiera, vuélvelo especial y que sea uno de los mejores recuerdos de tu vida.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *